"Si no quieres perderte en el olvido tan pronto como estés muerto y enterrado,escribe cosas dignas de leerse, o mejor aún, haz cosas dignas de escribirse... - Benjamin Franklin


viernes, 11 de septiembre de 2009

HOGAR, AGRIDULCE HOGAR. -PARTE FINAL-


BUSCANDO EL EQUILIBRIO.


Las casas deben ser lo suficientemente aseadas para ser higiénicas, pero lo suficientemente desordenadas para que sean amables. Para los hijos el hogar es sinónimo de seguridad y bienestar. Un hotel nunca te imprime el sentido de pertenencia que es tan necesario para la sana autoestima de la persona. En un hogar equilibrado se nutre el corazón de los hijos, se forma su personalidad. Allí se sienten amados, cuidados, protegidos.



¿CUAL ES EL HOGAR QUE DIOS DESEA?


Tenemos que decir que la casa es al hogar, lo que el templo es la iglesia. Porque está bastante claro que una casa no es necesariamente un hogar. Pero un hogar, usualmente habita una casa.


Un Hogar Feliz es la perfecta voluntad de Dios: Recuerda que antes que la Iglesia, Dios fundó el Hogar...


El concepto con el que podemos comparar el hogar cristiano equilibrado es el hogar nido. Es el lugar donde se está lo justo para nacer, crecer y aprender a volar, para perder el miedo a la altura y lanzarse finalmente al cielo.


Los padres siempre estarán en el nido, pero los hijos al principio, según la propuesta del Dr. Josè Dunker, al principio necesitan sobreprotección y luego hay que irlos soltando poco a poco para que se valgan por si mismos. Cuando llega la etapa del nido vacío la pareja tiene construidos lazos entre ellos que les permiten continuar disfrutando de su espacio.



CUALIDADES DE UNA CASA-HOGAR


2 Reyes 4:8-10

Aconteció también que un día pasaba Eliseo por Sunem; y había allí una mujer importante, que le invitaba insistentemente a que comiese; y cuando él pasaba por allí, venía a la casa de ella a comer. 9 Y ella dijo a su marido: He aquí ahora, yo entiendo que éste que siempre pasa por nuestra casa, es varón santo de Dios.

10 Yo te ruego que hagamos un pequeño aposento de paredes, y pongamos allí cama, mesa, silla y candelero, para que cuando él viniere a nosotros, se quede en él.


Hay varias cualidades de un hogar que podemos deducir de este pasaje de la Biblia:

1. PRIVACIDAD.


El cuarto que se construyó para el profeta estaba en la azotea, apartado de los cuartos de la familia. Ya que el profeta no era de la familia, la privacidad era importante, tanto para él como para ellos.


¿Por qué es necesaria la privacidad?


Para que ojos ajenos no miren lo que no deben. Las cortinas también son importantes para la privacidad, especialmente de noche.


Tiene que haber privacidad de oídos ajenos para evitar los chismes que causan tanto daño. La familia debe protegerse cualquier interferencia ajena de personas que, a veces con buenas intenciones tratan de imponer sus ideas. Todos los terapeutas que he entrevistado hablan de reglas de intimidad, puertas cerradas cuando deben estar cerradas, puertas en el baño.


Esto aplica también en el plano de cuidar a los niños de ser abusados. Recuerdo la carta de una joven de 20 años que confesaba en su niñez, un señor que ella no sabia quien era llegó a su casa, y simplemente lo pusieron a dormir en el mismo cuarto que ella. No les tengo que decir más.No podemos ser más ingenuos de lo normal cuando se trata de cuidar a los pequeños. No es que veamos fantasmas, pero hay ciertos límites que debemos conservar.



La privacidad es necesaria para la intimidad con Dios.


Mateo 6: 5-6:


5 Y cuando ores, no seas como los hipócritas; porque ellos aman el orar en pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos de los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa.


6 Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.



2. SIMPLICIDAD.


En el cuarto del profeta solo había cosas necesarias para la vida. Cama, mesa, candelero, silla; solo lo básico y esencial. En muchos hogares hoy encontramos demasiadas cosas:


v Cosas que ya no sirven


v Cosas que solo ocupan espacio.


v Y si la casa esta en desorden, se complica mucho más.


Siempre que sea posible, el tamaño de los muebles debe ajustarse al tamaño de la casa. Cada cosa debe tener una razón de estar en la casa, ¿Para qué comprar más cosas si no hay espacio donde ponerlas?


Los psicólogos dicen que una persona insegura tiende a almacenar cosas y no quiere deshacerse de nada. Imagínese entonces si en la casa hay varias personas inseguras, van a seguir guardando cosas que ya no sirven. Mas vale dejar que Dios nos quite la inseguridad y vivamos con sencillez, con lo práctico y lo útil.



Alguien más ha dicho que el estado de tu casa revela tu carácter. Si eres desordenada en tu forma de pensar y de actuar, tu casa será un reflejo de ese desorden.



3. DESCANSO.


En el cuarto del profeta había una silla y una cama. Era un lugar donde el profeta, después de su largo viaje por Israel después de su largo viaje por Israel podía reponer fuerzas y recobrar nuevos ánimos.


Un hogar funcional es aquel en el que cada miembro de la familia pueda lograr eso: reponerse del cansancio.


En el descanso también hay que hablar de equilibrio, porque hay unas pobres almas que viven sobregiradas mientras el resto de la familia se apega a los mandamientos del vago. Usted se mata y remata y los demás amarrando la chiva (expresión dominicana que significa estar ocioso).


Descanso espiritual. Respirando amor y paz. La música que se oye en su hogar ¿contribuye al descanso? Lo que se come en su casa, ayuda a reponer energías? ¿Qué hay de las horas de dormir? Una buena cama no garantiza un buen sueño, a veces las preocupaciones no nos dejan dormir,


Salmo 3: 5 “Yo me acosté y dormí. Desperté porque Jehová me sustentaba.”


Salmo 4: 8: “En paz me acostaré y asimismo dormiré porque solo tu OH Jehová me haces vivir seguro”.



4. HOSPITALIDAD.



Las escrituras exhortan así en Hebreos 13:2



“ No debemos olvidarnos de la hospitalidad, porque por ella algunos, sin saberlo, hospedaron Ángeles”.



La hospitalidad varía:


Hay visitas que llegan por pocos minutos y se van. Otros se quedan un rato y se les sirve algo para tomar. Las hay que incluso se quedan a comer. A veces las visitas se quedan varios días y alguno de la familia cede su cama para ellos.


Cada forma de hospitalidad demanda un servicio cristiano genuino y distinto, así como sabiduría para no desatender la familia por atender a los huéspedes.


Si la hospitalidad es tan recomendada por la escritura, ¿que nos impide practicarla?


v La pequeñez y humildad de la casa. Hay gente que siente que no tiene facilidades. Aun así podemos ofrecer lo que tenemos con amor y bondad y Dios nos bendecirá. Yo he sido personalmente hospedada en mansiones y en chozitas. Mansiones en las que me he sentido como la cenicienta, que me pellizco para saber que estoy ahí de verdad. Tambien He experimentado la bendiciòn de ser hospedada en un hogar muy humilde, donde he disfrutado de la actitud solicita, la acogida amable, la calidez y atención, el amor fraternal que hace de esa visita un momento inolvidable. La diferencia entre un lugar y otro, no la hace las comodidades, sino la gente.


¡Què belleza la espontaneidad de nuestros pueblos, que no tienen la nevera llena de cosas para brindar, pero si tu llegas, delante de tì mandan al colmado a comprar, el azucar, el hielo y los limones para hacerte un jugo, O el sobre de café para brindarte.


v No hay dinero para comidas especiales. Somos pobres. La hospitalidad no implica comida especial, sino lo que usted acostumbra a preparar. Si hace algo especial debe tomar en cuenta que no sea para impresionar.


v Estamos muy ocupados, no hay tiempo para visitas. Se puede entender que hay circunstancias que dificultan atender con propiedad a las visitas, pero se puede servir a los demás siempre dentro de nuestras limitaciones.


v A uno de los miembros de la familia no le agradan las visitas. Es un asunto que hay que tratarlo y hallarle una solución porque pudiera no solo tratarse de la hospitalidad, sino las relaciones humanas en general.



La hospitalidad cristiana no es como la del mundo, que busca impresionar, y quedar bien. La hospitalidad es una demostración sincera de amor. Y que bueno ser hospitalarios sin acepción de personas, tratando a los demas como superiores a uno mismo.



Mateo 25:34-40.



34 Entonces el Rey dirá a los de su derecha: Venid, benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros desde la fundación del mundo.


35 Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recogisteis;


36 estuve desnudo, y me cubristeis; enfermo, y me visitasteis; en la cárcel, y vinisteis a mí.


37 Entonces los justos le responderán diciendo: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te sustentamos, o sediento, y te dimos de beber?


38 ¿Y cuándo te vimos forastero, y te recogimos, o desnudo, y te cubrimos?


39 ¿O cuándo te vimos enfermo, o en la cárcel, y vinimos a ti?


40 Y respondiendo el Rey, les dirá: De cierto os digo que en cuanto lo hicisteis a uno de estos mis hermanos más pequeños, a mí lo hicisteis.



Resumiendo. Se puede hallar significado en un lugar donde vivir. La mujer define el hogar, La mujer sabia lo edifica, endulza lo agrio que surge y convierte la casa en un hogar de equilibrio, de formación, de privacidad, de simplicidad, de descanso y de hospitalidad.



Bibliografía:



1) La Biblia.


2) La mujer, Martha Saint de Berberian


3) Violencia Doméstica en el Hogar Cristiano, David Hormachea.


4) Documentos de Internet



1 comentario:

Denia dijo...

waooo este ha sido un post excelentisiomo!!!!! toda una bendicion