"Si no quieres perderte en el olvido tan pronto como estés muerto y enterrado,escribe cosas dignas de leerse, o mejor aún, haz cosas dignas de escribirse... - Benjamin Franklin


viernes, 31 de julio de 2009

PROYECTO ANA: ENFOQUE DE ORACION PARA AGOSTO

ORANDO POR LAS MUJERES DE AFRICA ORIENTAL,
--ETIOPIA, KENYA, TANZANIA--


África Oriental es una de las áreas más pobres del mundo y una gran parte de su gente vive bajo la línea de pobreza; millones están en necesidad urgente de alimentos. Las mujeres de África Oriental enfrentan desafíos comunes en relación a la pobreza, analfabetismo, matrimonios forzados, violencia doméstica y temas sobre la salud tales como mutilación genital femenina, fístulas, muerte materna y VIH/SIDA.
En algunas áreas, niñas de tan sólo seis años son forzadas a casarse con hombres más adultos. Muchas esposas-niñas sufren y mueren de enfermedades relacionadas con el SIDA. Sus esposos adultos son sexualmente activos y muchos están infectados. Miles de jóvenes están viudas o divorciadas y deben cuidar solas a sus bebes.
Las niñas que se casan llegan a estar embarazadas antes que sus cuerpos estén maduros. La pobreza y la mal nutrición contribuyen a impedir el crecimiento, incluyendo los huesos pélvicos, que pueden contribuir a obstaculizar el parto. Roturas en la pared vaginal llamadas fístulas provocan mucha incontinencia. Alrededor de 100.000 mujeres sufren de fístulas no tratadas y otras 900 desarrollan una fístula cada año sólo en Etiopía. Muchas mujeres y niñas mueren por complicaciones durante el embarazo y el parto.
Pequeñas niñas que viven en la pobreza y por falta de educación tienen riesgos más altos de mutilación genital femenina. En Kenya 50 por ciento de las mujeres sufren de esta mutilación y sus efectos. En algunas áreas como el 80 o 90 por ciento son obligadas a pasar por la mutilación genital femenina, aún cuando sea ilegal.
Las viudas a menudo son dejadas sin hogar. Aunque las leyes dan a las mujeres el derecho de heredar, a menudo se las deja sin nada por otros que reclaman ser dueños de su terreno. En muchas tribus de Kenya, la viuda es heredada por su cuñado.
La violencia doméstica amenaza destruir comunidades enteras debido a que el abuso se extiende. La policía no se ocupa de las denuncias seriamente, y las demandas toman años para alcanzar las cortes.
Foto: Marli Spieker junto al grupo de damas que recibiò entrenamiento para servir en el ministerio de Proyecto Ana en Nairobi, Kenya.

No hay comentarios: